Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra

¿Te ha pasado alguna vez que tienes muchas ganas de ver un sitio 🤓 y cuando llegas… ¡pum! 💣 la niebla 🌫 aparece por arte de magia y ya no ves nada, pero nada de nada? Es lo que nos pasó a nosotros cuando decidimos ver el Monte de Santa Tecla ⛰ o Santa Tegra en gallego. Llegamos arriba y entendimos que con la niebla no íbamos a poder disfrutar de las vistas 👀, así que cambiamos de planes para contarte qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra, como a nosotros 🤭.

El Monte de Santa Tegra, uno de los castros mejor conservados de Galicia

Llegamos a A Guarda (La Guardia en español) durante nuestro roadtrip 🚗 por la costa de Galicia hasta Oporto, y veníamos con la idea de conocer uno de los castros celtas más famosos y mejor conservados de Galicia: el Monte de Santa Tegra. Este gran yacimiento arqueológico 👌 ocupa 20 hectáreas, aunque solo se ha excavado una pequeña parte ⛏. Sus orígenes se remontan al siglo IV a.C. y alcanzó su mayor grado de desarrollo en el cambio de era. Aquí llegaron a vivir entre 3000 y 5000 habitantes ¡qué pasada! 😲

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
Alucinando con este yacimiento arqueológico

Completamente emocionados por conocer este magnífico lugar llegamos a la cima y… por arte de magia… llegó la niebla 😓.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
¿Con tanta humedad se les secaría la ropa después de lavarla?

Esta es la última foto 📸 que pudimos hacernos antes de que nos engullera. En cuestión de minutos no veíamos nada 🤓. Nuestros planes se truncaron. Decidimos esperar un ratito a ver si se iba, pero nada. La niebla se emperró en hacerse nuestra mejor amiga 😊 y no se quería apartar de nosotros. Nos dijeron que a veces igual que viene se va, así que decidimos hacer tiempo visitando el pueblo. ¡Y no podíamos haber tomado una decisión mejor! 😎 ¿Te vienes con nosotros a descubrir este pueblecito encantador? 😍 Nos pareció superchulo.

Qué ver y hacer en A Guarda

Si nos has leído más veces 📝 ya sabrás que nos gusta empezar nuestras visitas por la Oficina de Información y Turismo ℹ, para dejarnos aconsejar y averiguar las cosas que no nos podemos perder de los sitios que visitamos, y esta vez no iba a ser menos. Así que en cuanto bajamos del Monte de Santa Tegra fuimos raudos y veloces a la Plaza del Reloj 🕐, con muchas ganas de descubrir lo que podíamos hacer en A Guarda 🤠.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
En la plaza del reloj, ¿qué hay? Pues sí, un reloj

Después de ver la foto… ¿Has adivinado por qué esta plaza se llama la Plaza del Reloj? 🤔 No es muy difícil, ¿no? El reloj que domina la plaza está situado en la antigua Torre Medieval, que se situaba en lo más alto del recinto amurallado y protegía uno de los accesos a la villa. Pero a nosotros nos llamó mucho la atención esta piedrecita 😮, su carita nos dijo venid aquí, que os voy a contar una historia 📜. ¡Y no pudimos resistirnos! 😋

Esta piedra tiene forma de cara…

Nos contó 🗣 que fue un regalo 🎁 de la Sociedad Pro Monte de Santa Tecla en el centenario de la creación del Museo Arqueológico. ¿No te parece majete? 😊 Además, nos recomendó que visitáramos el castillo 🏰, que nos iba a gustar mucho, así que no lo dudamos y para allá que fuimos.

Pero antes de abandonar la plaza nos hicimos una foto más posando con el Ayuntamiento. Nos pareció muy chulo así que decidimos hacernos una foto también con él 🏛.

Esperando a que abran la Casa do Concello

Entrar en el Castillo de Santa Cruz

Esta fortaleza 🏰 forma parte de una serie de fortalezas que se construyeron en el tramo final del río Miño durante la Guerra de la Independencia o Guerra de la Restauración entre España y Portugal. Destaca su forma poligonal irregular y tiene cuatro baluartes. Puedes visitarlo de forma gratuita, así que te recomendamos que sigas nuestros pasos y entres por esta puertecita 🚪 que nos dio la bienvenida 👋 nada más vernos.

¡Vamos a conocer un nuevo castillo!

El Castillo de Santa Cruz está declarado Bien de Interés Cultural 👌 y en su interior está el Centro de Interpretación de las Fortalezas Transfronterizas, pero solo está abierto los fines de semana y festivos, así que no pudimos visitarlo 😕. Lo que sí que hicimos fue disfrutar de las vistas de A Guarda desde aquí 😊.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
¿Has visto que vistas más chulas hay desde lo alto del castillo?

¿Ves esas nubecillas blancas 🌫 que están encima del monte en la foto? Pues es la niebla sobre el Monte de Santa Tegra. ¡Hemos descubierto que desde aquí podemos controlarla 👀 para ver si podemos volver a subir!

Mientras seguimos conociendo A Guarda, todo está muy cerquita así que puedes hacer como nosotros y recorrer a patita 🚶 este pueblecito lleno de encanto.

Esconderte entre los restos de sus murallas

Como ya te hemos comentado, hace algún tiempo la ciudad de A Guarda estuvo fortificada, y paseando por sus calles puedes encontrar algún resto de la antigua muralla, como este en el que nos hemos escondido nosotros 🤫.

Intentando trepar por la muralla medieval

Si quieres ver el tramo más largo que se conserva de la muralla medieval acércate a la calle Muro. Justo aquí se encontraba la puerta que daba acceso al mar, aunque su nombre era el de Puerta del Monte 🤭.

Visitar el puerto de A Guarda

Muy cerquita del casco antiguo está el puerto ⛵, que todavía conserva su carácter pesquero 🎣. Si tienes un ratito te recomendamos que te acerques a darte un paseíto por aquí. Las embarcaciones y las casas marineras le otorgan un encanto especial. De hecho, si te acercas hasta el dique sur puedes ver a los marineros trabajando, su llegada al puerto o asistir a la venta de marisco 🦐🦀 y pescado en la lonja. La actividad pesquera sigue siendo una de las principales fuentes de ingresos 💰 de esta localidad.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
Esperando que lleguen los pescadores con la captura del día

Nosotros nos recorrimos el paseo marítimo enterito, sin saber lo que nos íbamos a encontrar al final, y descubrimos un castillito superchulo 🏰, al que llaman la Atalaya, y que ahora acoge el Museo del Mar 🐬.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
¡Un castillo redondo!

Nos acercamos hasta la puerta con la firme intención de entrar en él, pero… nos encontramos con la puerta cerrada 🚪. Al igual que otros museos de A Guarda, solo abre los fines de semana y festivos, así que nos quedamos con las ganas 😞.

Nos quedamos con las ganas de conocer este museo

Al darle la vuelta nos encontramos con estos murales tan chulos 🔝. ¡Este pueblecito es toda una sorpresa! Lo diseñaron 🖌 Nuria Villa y Alberto Brandon, y para realizarlo contaron con la colaboración de voluntarios locales 🎨 y de los niños y niñas de los colegios de primaria de los colegios de A Guarda.

¡Vaya murales más chulos!

Volviendo de nuevo hacia el casco antiguo de A Guarda nos quedamos enamoraditos de esta fotografía de postal, con todas estas casitas de colores tan bien colocaditas 😍.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
Detrás de esa niebla está el monte de Santa Tecla

Como ya te habrás dado cuenta, la gran nube ☁ que hay encima de ellas… ¡está cubriendo el Monte de Santa Tegra! 😲 ¿Cómo es posible que aquí abajo tengamos un solazo impresionante 🌞 y que un poquito más arriba no se pueda ver un burro a dos pasos? 🤭 ¿Tú lo entiendes? 🤔 Nosotros no 😵. Como esto siga así… todo apunta a que nos quedamos sin ver el castro 🌫 y las pedazo de vistas que nos han dicho que hay desde el monte ⛰.

Ver la Iglesia y el Convento de las Benedictinas

Nos han dicho que ya no hay monjitas en el convento de San Benito, lo dejaron en 1983 y se reformó ⚒ para convertirse en el actual hotel y restaurante. Así que si quieres dormir 💤 en un convento, este es tu sitio 👌. En su portada lateral se pueden ver los escudos familiares y de la orden de San Benito 🤓.

Un convento con iglesia, hotel y restaurante

Lo que sí sigue dedicado al culto religioso es la iglesia ⛪, que está en el extremo izquierdo del edificio.

La ruta de las casas indianas

Recorriendo el casco urbano de A Guarda puedes ver 👀 varias construcciones indianas de la segunda mitad del siglo XIX y principios del XX. Seguramente te preguntarás cómo es posible 🤨, nosotros lo hicimos. En la oficina de Información y Turismo ℹ nos contaron que las construyeron los vecinos que emigraron a Puerto Rico, República Dominicana y Brasil. ¡Claro! Les gustaron tanto las casas que vieron allí que al volver decidieron hacerse una parecida 🤭.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
¿Por qué se llamarán indianos? Si vinieron de América, no de la India

Nuestra favorita es la de la foto 📸. Está en la calle Rosalía de Castro y es el mayor ejemplo de edificación indiana del municipio. Se construyó en 1921 y fue un Hospital Casa-Asilo 🏥. En 1990 se reformó y ahora es el Centro Cultural de A Guarda 🔝.

Si quieres hacer la ruta completa puedes empezarla en la calle Puerto Rico y continuar por el casco histórico hasta llegar a la calle Galicia. Hay un total de 12 edificios 🏡 que podrás ver en menos de una hora. Te dejamos la ruta este enlace.

¡Halaaaa, qué curioso! 😮😮

¿Sabías que el Camino de Santiago 🎒 pasa por A Guarda? Concretamente el Camino Portugués de la Costa. Nos han chivado que es la tercera ruta jacobea más utilizada por los peregrinos para llegar a Santiago de Compostela 🤓.

Estamos llegando ya al final de nuestra ruta, pero antes de darte nuestra última propuesta y descubrirte nuestro rinconcito favorito 😊 te dejamos un enlace a la web de Turismo por si quieres alguna idea más 💡 sobre qué hacer en A Guarda si te quedas más tiempo aquí.

Acercarte a la desembocadura del Miño

Una de las cosas que sí o sí tienes que hacer en A Guarda es acercarte hasta la desembocadura del río Miño 🏞. Justo en ese punto se forma un estuario de gran riqueza ecológica. Cuando llegamos aquí no nos podíamos imaginar que íbamos a encontrarnos con un sitio tan chulo 😍.

Qué hacer en A Guarda cuando la niebla no te deja ver Santa Tegra
In love con la desembocadura del Miño

Nos gustó tanto que hemos decidido dedicarle un artículo, si quieres descubrir 🔎 este rinconcito gallego que nos dejó enamoraditos, pincha aquí, que te contamos cómo recorrerlo 😊.