Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto

¿Te suena Bérgamo? 🙄 Si tu respuesta es que sí seguramente sea porque es uno de los aeropuertos a los que puedes volar si viajas a Milán con Ryanair 🛫, y es que muy cerquita de esta preciosa ciudad de la Lombardía Italiana está el Aeropuerto Internacional de Orio al Serio.

Pero seguramente no te hayas parado a pensar si hay cosas que ver en Bérgamo 🤔. ¿Y si te decimos que la ciudad de Bérgamo es una auténtica pasada 😍 y que bien merece una visita por sí sola? A nosotros nos lo chivó un amigo 🤫 y decidimos dedicarle un poco de tiempo en un viajecito que hicimos a Italia, y la verdad, es que estamos deseando volver a recorrer sus callecitas de nuevo 😊.

Preparados para adentrarnos en las calles de Bérgamo

Es más, si has volado a Bérgamo y no le has dedicado una visita, no sabes lo que te has perdido 🤭. Pero no te preocupes que hoy con MiniOnTour vas a conocer 🔎 algunos de sus rinconcitos para hacer una escapadita si tienes tiempo en una escala larga ⏰ de un vuelo, o pillar un ida y vuelta baratito 🤑. Lo más destacado de Bérgamo se puede ver en un día pero nuestro MiniOnTip es que le dediques al menos un fin de semana, si puedes. Además, alguna ventaja tiene que tener que Ryanair tenga vuelos tan baratos a este aeropuerto, ¿no crees? 😜

Dos ciudades que marcan el paso del tiempo

Antes de nada tenemos que contarte que en Bérgamo hay dos ciudades 😵, bueno no es así exactamente, pero se divide en dos partes muy diferenciadas que se conocen como Bérgamo Baja (Città Bassa) y Bérgamo Alta (Città Alta).

La Bérgamo Baja es la parte más moderna de la ciudad 🏙, que ha crecido alrededor de la Alta, y, como ya habrás adivinado, la Bérgamo Alta es la que está más arriba jeje y también la más antigua 📜. ¡Es una chulada! 🤩 Si estás por aquí no te la puedes perder. Es una auténtica maravilla y el corazón medieval de la ciudad. No tiene nada que envidiarle a la afamada Milán y es una pena que mucha gente pase tan cerca y ni lo sepa 😕.

Subiendo en funicular… ¡nos cansamos menos!

Hay varias formas de moverse por Bérgamo, pero si quieres visitar la parte Alta de la ciudad y te quedas en la baja como hicimos nosotros, la mejor es el funicular 🚡. Sale del Viale Vittorio Emanuele II y te deja en la Plaza del Mercado delle Scarpe, que es la antigua sede del gremio de los zapateros 👞👠. En nada estarás en la parte alta, y las vistas son muy chulas 👀. ¿Sabías que lleva más de 120 años funcionando? 😲

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
¡Funicular espéranos!

Si te apetece dar un paseíto 🚶 o cuando llegas ya ha cerrado 🔒, como nos pasó a nosotros 😟, también puedes subir y bajar andando. Nosotros hicimos las dos cosas jeje. La cuesta es un poquito empinada para nuestras pequeñas patitas pero llegamos arriba sin problemas 😓.

También hay autobuses 🚌 que conectan las dos partes de la ciudad, las líneas 1 y 1A. Nosotros llegamos a Bérgamo en coche de alquiler 🚗, pero lo dejamos en un parking 🅿 porque Bérgamo Alta y el centro de Bérgamo Baja son zonas de tráfico limitado 🚫 durante los días de fiesta y con el horario de verano, así que decidimos que era mejor olvidarnos del coche. De todos modos, puedes consultar las restricciones en esta web.

Entrando en el Bérgamo Medieval

Dependiendo de la forma que elijas de subir 🙄 empezarás tu itinerario en un sitio o en otro, pero si como nosotros decides subir andando por la cuestecita de San Giancomo podrás admirar parte de las murallas venecianas y ver cómo se abre paso ante tus ojos la puerta 🚪 del mismo nombre. Atravesándola entrarás en el Bérgamo medieval.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Con esta puerta tan chula, el interior seguro que no se queda atrás

Justo antes de llegar a la cima nos encontramos con un rinconcito que nos llamó mucho la atención. ¡Un huerto urbano 🍅🍆🥒 pegadito a la muralla! ¿Te lo esperabas? Nosotros para nada. Es muy chulooo.

¡Qué curioso! Un huertecito pegado a la muralla

Qué ver en Bérgamo Alta

¡Ya estamos arriba! 😊 La puerta de San Giancomo es nuestra puerta de entrada al Bérgamo más secreto, aunque no es la única puerta de entrada. También puedes hacerlo por la de San Agustín, San Lorenzo o la de San Alessandro.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
A punto de adentrarnos en Bérgamo Alta

Nada más entrar ya nos topamos de frente con un palacio, el Palazzo Medolago – Albani, esto promete jeje 🤓.

Con tanta cuesta nos va a salir un culito…

Seguimos subiendo por las callecitas empedradas de Bérgamo hasta llegar a la Plaza Vieja. Eso sí, te advertimos que no te va a resultar nada fácil llegar porque por todos lados verás tiendecitas y pastelerías 🍩 con unos escaparates que te llamarán a entrar constantemente. ¡Nosotros no pudimos resistirnos, que tenían Minion Galletas 🍪!

Menos mal que para volver es cuesta abajo

Uno de nuestros rinconcitos favoritos en la Piazza Vecchia

Después de sucumbir a la tentación 😇 de probar uno de los pastelitos que nos llamaron desde el escaparate llegamos al centro neurálgico de la parte alta de Bérgamo. Sin duda, la Piazza Vecchia, es uno de los rincones que ver en Bérgamo en el que destacan tres palacios: el Palazzo Nuovo, que fue la sede del ayuntamiento de la ciudad y ahora biblioteca 📚; el Palazzo del Podestà, en el que puedes descubrir la historia de Bérgamo 📜 y el Palazzo della Ragione, que recibe este nombre porque fue tribunal 👨‍⚖️ cuando Bérgamo estaba bajo el poder de Venecia.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
No nos digas que esta plaza no es superchula

A nosotros nos encantó la Fuente de Contarini ⛲, con sus leones 🦁 y esfinges de piedra 🗿. Nos quedamos un buen rato embobados mirándola 😲, intentando que esta chica tan maja nos hablara pero no lo conseguimos. ¿No te parece superchula? 😍

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
No escupas mucho más lejos, ¿eh? Que te vemos de reojo

Como curiosidad ⁉ te diremos que este no ha sido siempre su sitio, hubo en tiempo en el que en este punto había una estatua de Guiseppe Garibaldi, que después se desplazó a la ciudad baja.

También destaca en esta Plaza la Torre Cívica, más conocida como el Campanone. Mide casi 53 metros de altura 😮, y desde arriba tendrás una panorámica muy chula de la plaza y otros puntos de la ciudad 👀.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Algún día seremos tan altos como esta torre

¡Halaaaa, qué curioso! 😮😮

La campana de Torre Cívica repica 100 veces a las 10 de la noche todos los días ⏰. Es la forma de recordar el aviso con el que en el pasado se informaba a los habitantes de la ciudad de que se cerraban las puertas de las murallas venecianas.

Piazza del Duomo

Pasando por los arcos del Palazzo de la Raggione llegamos a otra de las plazas que sin duda tienes que ver en Bérgamo: la Plaza del Duomo, que como ya habrás imaginado, se llama así porque en ella está la Catedral de San Alessandro. En ella se conservan pinturas 🎨 de Tiepolo y Giambattista Moroni. Nosotros la recorrimos en silencio 🤫 y encontramos un rinconcito que nos produjo mucha curiosidad, la Cripta de los Obispos.

Asomándonos a la Cripta de los Obispos

Pero el Duomo no es lo único que podrás ver en esta plaza 😊. Es un rincón lleno de maravillas en el que descubrirás algunas de las joyas 💍 de Bérgamo Alta: la Basílica de Santa Maria Maggiore, la Capilla Colleoni y el Baptisterio.

La Basílica de Santa María Maggiore

Esta basílica es tan bonita 😍 que sin pretenderlo le quita protagonismo a la Catedral. Para los bergamascos tiene un significado muy especial porque la construyeron 🏗 los habitantes de Bérgamo en agradecimiento a la Madonna a la que pidieron que les salvara de la epidemia de peste que recorrió Europa en los primeros años del 1.100. Dentro de ella puedes ver también el monumento fúnebre dedicado al afamado compositor Gaetano Donizetti.

Alucinando con la basílica

Nos llamó la atención que no tiene una entrada central, los cuatro accesos a la iglesia son laterales. Tiene cuatro leones 🦁 blancos y rojos que vigilan dos de sus entradas, los de la entrada que da a la Piazza Duomo son rojos y los que dan a la Piazza Rosate son blancos. No te preocupes 🤭 que solo vigilan la iglesia ⛪ para que esté a salvo de los malos espíritus 👻, nosotros nos hicimos amiguitos de ellos y nos dejaron entrar para admirar esta preciosidad 😜.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Con nuestro nuevo amiguito

¡Halaaaa, qué curioso! 😮😮

En la pared que hay entre las dos puertas 🚪 del lado norte puedes ver las antiguas unidades de medida 📏 que los comerciantes y tejedores usaban en Bérgamo durante la Edad Media: el Capitium Comunis Pergami y el Brachium.

La Capilla Colleoni

Es el edificio más grandioso de Bérgamo, una verdadera obra maestra del Renacimiento 🔝.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
¡Vaya obra de arte!

Lo distinguirás porque su fachada está decorada con mármoles rojos y blancos. La capilla fúnebre es el mausoleo del condotierro Bartolomeo Colleoni, uno de los capitanes 🤠 de mercenarios más renombrados de Italia, que se pasó toda su vida luchando por Italia al servicio de la República de Venecia. Nació en Bérgamo, decidió volver cuando se retiró y mandó construir este mausoleo.

¡Halaaaa, qué curioso! 😮😮

Dicen que los canónigos de Santa Maria Maggiore no querían dejarle espacio para construir la capilla, así que mandó a sus soldados ⚔ para que derribaran la vieja sacristía de la iglesia y asunto zanjado. No se sabe si realmente fue así o no 🤨, lo cierto es que bien merece una visita 👌.

Nos han dicho 🗣 que no nos vayamos de aquí sin frotar la superficie de su verja, que trae buena suerte´🍀. Bueno, en realidad lo que debes tocar es el blasón de la verja que representa los testículos del condotierro Bartolomeo Colleoni 😖. Lo curioso es que son 3 🤔, nosotros por si acaso la tocamos jeje, pero aún no nos ha tocado el euromillón 💰.

El Baptisterio

Unos pasitos más adelante en la misma plaza está el Baptisterio, un edificio mágico que no ocupa su lugar original. Se construyó ⚒ en el interior de la Basílica de Santa María Maggiore en 1340, donde permaneció hasta el año 1661. Después lo desmontaron y se montó dos veces sufriendo algunos cambios, y entre los años 1898 y 1899 se colocó en su ubicación actual, donde se montó de nuevo bajo los cánones del estilo neogótico 🤓.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Hola señora estauta, ¿no aburres de estar tan quieta?

Nos han chivado que aquí se repite un número mágico 🧙‍♂️: el 8. Tiene forma octogonal, y sus ocho paredes le confieren un carácter muy particular. En su interior, hay 8 bajorrelieves con escenas de la vida de Jesús decorando las paredes. También hay ocho estatuas fuera de la cúpula en sus aristas que representan la Fe, Esperanza, Caridad, Prudencia, Fortaleza, Justicia, Templanza y la Paciencia 😲.

Seguimos nuestro paseo hacia Colle Aperto, “Corsarola” a lo largo de la antigua ruta romana. A tu paso verás muchos bares 🍻, restaurantes 🍝 y tiendecitas y podrás llegar hasta el Teatro Sociale, que es el punto de información y turismo ℹ.

Más rinconcitos que ver en el Bérgamo Medieval

Y ahora que ya hemos enseñado los imprescindibles de Bérgamo, vamos a chivarte otros rinconcitos menos conocidos 😜 pero muy chulos que nos gustaron un montón 😍.

Shhhh, que estamos escondidos

Prácticamente pegada a la parte de atrás de la Iglesia de Santa María la Mayor ⛪ está el Aula Picta della Curia di Bérgamo, que en su interior tiene pinturas 🎨 tan chulas como estas.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Alucinando con las pinturas del Aula Picta

Muy cerquita de otra de las puertas de las murallas venecianas, la de Alessandro y pasando por el Passagio de la Torre di Alberto, nos encontramos con este otro rinconcito. No digas nada 🤫 pero nos hemos escondido delante de la columna porque ese señor de blanco que está ahí detrás nos estaba mirando un poco raro 😖.

Estamos jugando al escondite, no le digas al de blanco que estamos aquí

Y no muy lejos de aquí, en la Plaza della Cittadella hicimos un nuevo amiguito. Este dinosaurio 🦕, que comparado con nuestro tamaño podríamos decir que es gigante…, es el guardián del Museo Cívico de Ciencias Naturales 🏛.

Vale que nosotros somos chiquis, pero ese dinosaurio parece que está dopado

Ya solo pasear por las calles de Bérgamo es una auténtica pasada. En cuanto callejeas un poquito te encuentras 🧐 con casas palaciegas llenas de historia como esta.

En cada rincón hay algo digno de parar a hacerse una foto

Además, las murallas venecianas de Bérgamo miden más de 5 km y puedes recorrerlas por completo. Forman un conjunto defensivo que se ha incluido en la lista del Patrimonio de la Humanidad junto a otros 6 lugares de Italia, Croacia y Montenegro bajo la denominación “Fortificaciones venecianas de defensa de los siglos XVI al XVII: Stato da Terra- Stato da Mar Occidental” 😲.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Como venga una ráfaga de aire, vamos a tener que volver a subir

Y hasta aquí nuestro recorrido por Bérgamo. Salimos de nuevo por la puerta 🚪 por la que entramos a esta preciosa ciudad, tan bella como desconocida 🧐.

¡No queremos irnos!

Pero antes de bajar de nuevo a la Ciudad Baja, nos quedamos un buen rato mirándola 👁 desde la muralla. Ya echamos de menos la calma de esta ciudad tan tranquila y llena de vida al mismo tiempo. Amenazamos con volver pronto 😎.

Qué ver en Bérgamo, mucho más que un aeropuerto
Desde aquí arriba te vigilamos, ¡pórtate bien!

Durante nuestra visita nosotros nos quedamos a dormir en el Hotel Bergamo Inn, situado en la Ciudad Baja pero muy cómodo 👌 para llegar hasta Ciudad Alta tanto andando como en funicular. También probamos varios sitios para comer 🍕, pero sin duda nuestro favorito fue el Da Mimmo. Además de que tiene una terraza superchula 🔝 y fueron muy majos con nosotros, todos los platos de cocina tradicional 👨‍🍳 que nos recomendaron estaban para chuparse los deditos 😋, vamos, que no echamos mucho de menos las bananas, jeje 😊.

Recordando el sabor de estos platos 🤤 nos despedimos en búsqueda de nuevas aventuras. Si quieres más información sobre qué ver en Bérgamo puedes consultarla aquí. Y si buscas inspiración para alguna escapadita sigue navegando por nuestra web 🤓.