Os Pendellos de Agolada, una pasada de mercado tradicional en Galicia

En Galicia hay unas construcciones muy curiosas que reciben el nombre de pendellos 🤨, que aunque por su traducción pueda sonar a pendejo 🤭, en realidad son unas sencillas edificaciones que se adosaban a las casas de los labradores y que tenían una función en los antiguos mercados. Hoy tus dos Minions favoritos te van a descubrir unos de los más conocidos de Galicia: Os Pendellos de Agolada 😊, ¿te vienes a ver con nosotros este lugar tan curioso?

Nos perdemos por el Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada
2 Minions entre pendellos

¡A la rica miel! 🍯 ¡Al rico queso! 🧀 ¡Huevos frescos! 🥚 ¡Fíjese qué pollos llevo! 🐓 Seguro que estas frases sonaron muchísimo en este lugar durante el siglo XVIII, porque lo que vamos a visitar fue un antiguo mercado medieval de ganado 🐂, en el que se vendían productos agrícolas que seguro que estaban riquísimos 😋. Ojito, no te confundas de época, que se consideraba un mercado medieval pero no estamos en la edad media, que estamos en un mercado del siglo XVIII.

Os Pendellos de Agolada es un sitio único en Galicia
Hoy vamos a conocer Os Pendellos de Agolada

Así que, aunque ahora solo veas unos edificios de piedra, te pedimos que durante tu visita te imagines este lugar lleno de vida 😜. Con mujeres con sus faldas largas vendiendo o intercambiando sus productos por otros que necesitaban, señores haciendo negocios 🤝 y vecinos del lugar que venían a comprar sus víveres porque hace unos siglos, amigui, los supermercados no existían 🛒. La gente contaba con una agricultura de subsistencia y cambiaban lo que les sobraba por otros productos que necesitaban para su hogar 😊.

El origen de Os Pendellos de Agolada

Antes de que este lugar apareciera aquí había una especie de posada o taberna de la que se tiene noticias por primera vez en el año 1569 📜. Se llamaba Posada de Agualevada. A finales del siglo XVIII se trasladó hasta este lugar una feria de ganado que se solía realizar a los pies del monte Farelo ⛰️, cerquita de la aldea de Aián. Así que durante el reinado de Carlos IV 👑, en el año 1788, la feria se trasladó hasta aquí, hasta Agolada, porque los vecinos de Aián y las aldeas cercanas se quejaron de los daños que producía el ganado en sus cultivos cuando se celebraba. Para evitar problemas decidieron construir un recinto amurallado que albergaría la feria 🧱.

Toca una nueva aventura en un mercado emblemático de Galicia
¿Sabes que estamos en un Conjunto Histórico-Artístico?

Aquí donde lo ves 👀, este recinto ferial se utilizó hasta principios de 1970. Durante este tiempo, una vez al mes se celebraba aquí una feria dedicada al comercio de ganado, productos agrícolas, textiles y herramientas que se conocía como el Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada 🔝.

Pero luego Agolada creció y algunos pendellos desaparecieron para levantar casas en su lugar 🏘️. Por ejemplo, en el año 1978 se demolieron 11 para construir el Ayuntamiento de Agolada 🏛️. Actualmente quedan como unos 70 pendellos.

Con el objetivo de preservarlos, Os Pendellos de Agolada fueron declarados Conjunto Histórico-Artístico en el año 1985 y comenzó su proceso de rehabilitación, que terminó en el año 2008 🏗️.

¿Qué son Os Pendellos de Agolada?

Pues Os Pendellos de Agolada son unas construcciones muy sencillas que albergaron esta importante feria de ganado de la que te estamos hablando 🤓. No te esperes unos edificios con grandes ornamentaciones, más bien lo contrario, eran sencillitos, porque estaban pensados para que fueran baratos y funcionales 👌.

Estamos alucinando con Os Pendellos de Agolada
En Os Pendellos de Agolada hay varios tipos de construcciones

Eran edificaciones de planta cuadrada o rectangular en las que se emplearon materiales como los que se pueden ver en el resto de la comarca: granito, madera, teja cerámica y hasta losas de pizarra. Sus suelos son de tierra, sus muros de granito y de mampostería.

El recinto del antiguo Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada se rehabilitó en el año 2008 y sus espacios fueron adquiridos por la Diputación de Pontevedra 😊.

¿Para qué se usaban Os Pendellos de Agolada?

Os Pendellos de Agolada tenían varios usos en función de la edificación correspondiente. Algunos los utilizaban para guardar el ganado 🐄, otros los usaban los comerciantes para alojarse durante la feria 💤, otros se usaron como caballerizas 🐎, otros como comedor y otros eran los lugares en los que se realizaba la compra venta de mercancías 🤝.

En Os Pendellos de Agolada hay varios tipos de construcciones según su utilidad
Vamos de pendello en pendello

Pendellos de exposición

Quizá sean unos de los más importantes del recinto 🔝. Funcionaban como pequeñas tiendecitas en las que los vendedores exponían su género para que lo compraran 💰. Los distinguirás fácilmente porque tienen unos pilares de piedra que en algunos casos tienen algo de madera para dar altura y nivelar los tejados 👁️.

Este es un pendello de exposición
Aunque lo parezca, no estamos en venta

Tenían una especie de mostradores de mampostería que podían medir unos 50 centímetros de ancho y estaban rematados en el lado superior por unas losas de piedra que facilitaban la colocación y venta de los productos del campo 🍅. Para protegerlos del sol o de la lluvia contaban con cubiertas de teja. Este tipo de pendellos muchas veces tenían un segundo mostrador en el interior, con unas losas de piedra que estaban empotradas en el muro interior, o en otros casos era un banco que se adosaba, para ampliar así el espacio que tenían para colocar las mercancías. ¡Todo estaba bien estudiadito, amigui! 😜

Si te fijas, al fondo hay más hueco para poner los productos que iban a vender
Hoy lo hemos vendido todo, todito, todo

Estos pendellos eran de propiedad particular y se los alquilaban a los comerciantes durante los días de feria. El propietario se pasaba el mismo día de la feria para cobrarle el alquiler al expositor. El resto del mes no solían usarse 🗓️.

Pendellos caseta almacén

Como te hemos dicho ya, en el recinto de Os Pendellos de Agolada hay varias edificaciones que servían para diferentes usos 🤓. Muchos labradores de las parroquias cercanas se construían su propia caseta particular que solían usar principalmente el día de la feria 🏠. Estos son los pendellos caseta almacén, que se utilizaban como almacén para los días de feria. En ellas se guardaba el ganado o la mercancía que se iba a vender, y en algunos casos también se usaban para comer en ellos 🍽️.

Este pendello almacén a nosotros nos vale de casita
¿Qué tendrá dentro este almacén?

Había feriantes que tenían que venir el día antes de la feria y se quedaban aquí a dormir 💤, y otros se quedaban hasta el día después de la celebración de la feria, de ahí que decidieran tener una caseta propia en este mercado. Además, también les servían para ir almacenando las compras que realizaban hasta el momento de marcharse de la feria 🛍️.

En Agolada hay diferentes tipos de pendellos
Seguimos recorriendo Os Pendellos de Agolada

Estos pendellos eran casetas de planta cuadrada o rectangular y contaban con techos de tejas de arcilla. Podían ser de una o dos plantas con viviendas en el piso superior. Las que contaban con dos plantas solían ser de las familias más ricas o de aquellas que necesitaban un cuarto para dormir.

Pendellos comedores

Alguno de Os Pendellos de Agolada se usaban como comedores 🍖. En realidad, son los edificios más grandes que vamos a encontrar en el recinto. Podían comer en ellos los comerciantes, pero también los vecinos de la zona que venían a la feria. Nos han chivado que en el recinto llegó a haber un total de 8 pendellos que se usaron como comedores. En su interior había mesas y bancos de madera y un huequecito cerca de una de sus esquinas en las que se podía hacer fuego para cocinar, lo que se conocía como lareira 🔥.

Aquí es donde se comía durante los días de feria en Agolada
Nos ha entrado hambre, pero nos hemos encontrado el comedor cerrado

En sus muros se abrían unas grandes celosías de madera que filtraban la luz y al mismo tiempo servían para ventilar el local. Durante la rehabilitación se dotó su interior de un pavimento de piedra, iluminación, electricidad, agua, y de una nueva carpintería más versátil, intentando que no perdieran su espíritu original 👌.

Sus propietarios eran hosteleros un día al mes. Ofrecían carne o caldeiro, pan, patatas y bebidas a los que venían hasta aquí a comer, aunque había gente que traía pulpo de las calderas de los pulperos que también venían a la feria 🐙, jeje. Como ves, la tradición de comer el pulpo en la feria viene de lejos.

Pendellos posada

Sí amigui, también había algunos edificios que funcionaban como posadas para que pudieran dormir en ellas los que venían hasta aquí durante los días de feria.

Nos hemos encontrado una casita en medio del Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada
Una siestecita no nos vendría nada mal

Casas vivienda

En el recinto de Os Pendellos de Agolada se construyeron también varias casas que estaban habitadas y que estaban rodeadas de pendellos expositores. De este modo, compartían su terreno como un espacio más de la feria. Hemos leído que algunas de estas casas estuvieron habitadas hasta los años 70 🏡.

El Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada es un sitio muy cuqui
Más rinconcitos del Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada

El Paseo da Parranda

Yuhuuu, que nos vamos de parranda 🕺. No nos digas que el nombre de la calle no promete. Esta calle era la arteria principal del Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada 🔝. En ella había 12 pendellos expositores que se situaban a sus dos lados, 5 pendellos comedores, varias casetas almacén, varias viviendas y hasta la Capilla de las Virtudes ⛪.

En Os Pendellos de Agolada hay un paseo para irse de parranda
¿Hemos leído que hay que irse de parranda? ¡Allá vamos!

En esta calle se quedaban los jóvenes después de la feria y debía tener un ambientillo muy guay. Creemos que en esa época no había botellones, pero seguro que estas piedras han sido testigo de algún que otro ligoteo 🤭. Ahora ya vamos entendiendo el nombre que le han puesto al paseo, jeje.

Capela das Virtudes

Esta capilla no siempre estuvo aquí 📍. Antes de que se construyeran Os Pendellos de Agolada estaba en el río Ferreiroa. Pero don Ramón Barrio de Losada, que fue el encargado de ejecutar la Real Orden para el Arreglo de Ferias y Mercados del Reino de Galicia que ordenaba el traslado del mercado de las inmediaciones de la aldea de Aián hasta aquí 📜, mandó que la Capilla de las Virtudes, que era propiedad de la familia Sarandeses, que era la familia de su esposa, se trasladara hasta aquí, porque le estaban buscando una ubicación mejor 😊. En su lugar original estaba cerca de una fuente, en una zona que se hacía impracticable con las lluvias ⛈️.

Os Pendellos de Agolada hasta tenían una capilla
Sí, esa campana nos está llamando para tocarla

La capilla se inauguró el 13 de junio de 1791, en el día de San Antón. Se trata de una ermita sencilla y humilde que no supera en altura a los pendellos. Es de planta rectangular y no tiene campanario, aunque sí que tiene una campanita muy mona 🔔, que es la original. Aquí donde lo ves fue el primer templo de Agolada y se celebró culto en ella hasta finales de 1960, cuando se estrenó la iglesia nueva y la fueron abandonando. ¡Jo, pobrecita! 😟

Ahora ya no es un lugar de culto religioso, pero tranqui amigui, que los vecinos de Agolada no han pasado de ella y lo utilizan como local multiusos.

La Casa de la Audiencia

El Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada cogió tal fama que fue creciendo y creciendo, y claro pues también había algún que otro problemita 🤭. Para poner un poco de orden y resolver los conflictos que podían suceder durante la feria se edificó al lado de Os Pendellos una casa que se utilizaba como juzgado, cuartel y si era necesario, hasta de cárcel ⛓️.

 Cuanto más caminamos por el Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada más nos gusta
Más rinconcitos chulos de Os Pendellos

Al lado de ella se levantaron unas caballerizas en las que cabían hasta 14 caballos . Tanto la casa como las caballerizas todavía se pueden ver en la actualidad 👀.

Plaza de la miel

Es uno de los últimos rinconcitos que vimos en Os Pendellos de Agolada. Esta placita no formaba parte del recinto del mercado, pero sí que se usaba como apoyo para los días que había mucha actividad y en ella se colocaban los vendedores de miel 🍯, de ahí su nombre, como ya te habrás dado cuenta.

Hemos llegado a la Plaza de la Miel del Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada
En la Plaza de la miel… ¿qué crees que se vendía?

En las fotos de los paneles informativos vimos que antes estaba rodeada por un muro de hormigón bastante feote 🤭, todo hay que decirlo. Pero durante la restauración lo tiraron y dejaron un espacio abierto mucho más cuqui y un mostrador, que también sirve de banquito para sentarse 👌.

El Mercado Medieval de Os Pendellos de Agolada vuelve a la vida

Siguiendo con la tradición, el día 12 de cada mes este recinto vuelve a vivir un ambiente similar al que se podía ver antaño 📅. Ese día se celebra aquí una feria de venta de productos artesanales y ecológicos, así que, si quieres verlo en todo su esplendor y comprar cositas ricas, ya sabes qué día del mes tienes que venir 😊.

Seguimos correteando por Os Pendellos de Agolada, a ver qué más encontramos
¡Vamos a tener que venir un día 12!

¿Cuánto cuesta la entrada a Os Pendellos de Agolada?

Nada amigui 😜, la visita a Os Pendellos de Agolada es gratuita. Es un espacio al aire libre que se encuentra en el centro de Agolada. Así que ya sabes lo que tienes que hacer, respetar este espacio y no hacer cosas que puedan dañarlo cuando lo visites 🙏. De todos depende preservar el patrimonio para que podamos seguir disfrutando de él.

Horario de Os Pendellos de Agolada

Os Pendellos de Agolada están abiertos las 24 horas del día los 365 días del año, así que podrás visitarlos cuando mejor te venga 😎. Nosotros te aconsejamos que vayas por el día porque seguro que las fotos quedan mejor así y por la noche nos da un poco de miedito caminar solos por la calle 👻. Aunque, por lo que vimos, Agolada es un pueblecito muy tranquilo, así que estamos seguros de que si quieres verlos por la noche, no te va a pasar nada.

Este sitio está lleno de rinconcitos molones para hacerte fotos
Un último vistazo a Os Pendellos de Agolada antes de seguir nuestro camino

¿Dónde aparcar en Os Pendellos de Agolada?

Os Pendellos de Agolada no tienen un parking pero es muy fácil encontrar un huequecito para dejar el coche en las calles aledañas 🅿️. No hagas como algunos, que cuando fuimos a visitarlos plantaron su coche justo delante de ellos y nos fastidiaron alguna foto 🤬. Nosotros dejamos nuestro cochecito en la calle Subida Feira 3 y en menos de 2 minutos estábamos ya en el mercado medieval.

Y hasta aquí nuestra visita Os Pendellos de Agolada, uno de los sitios que no te puedes perder si estás de visita por la provincia de Pontevedra 😊. No todos los días puedes ver uno de los mercados medievales más emblemáticos de Galicia y posiblemente uno de los más grandes de Europa que conservan su estructura y construcciones originales 🔝.

Si tienes tiempo y quieres ver otro sitio curioso cerca de Os Pendellos de Agolada te recomendamos que te acerques a la Iglesia de San Xulián de Ventosa ⛪. Está a tan solo 5 minutos y es un lugar de esos que no te esperas, solo te diremos que la consideran la catedral del rural gallego y que tiene un Pórtico de la Gloria que no te dejará indiferente 😍.

MiniOnDescuentos

¿Quieres ahorrar un dinerillo en tus viajes? 💰 ¡Pues pincha en estos enlaces! 👇​

🛌 Reserva tu hotel con descuentos de hasta el 15%, pinchando aquí​.
🧳​ Ahorra un 5% al contratar tu seguro de viajes con Mondo pinchando aquí.
🛄​ Ahorra un 20% al contratar tu seguro de viajes con Intermundial pinchando aquí.

Código ético

Usando nuestros MiniOnDescuentos nos ayudas a seguir descubriéndote rincones chulos 😍, ya que a ti te saldrá más barato y nosotros nos llevamos un porcentaje de la venta 👌. Si tienes cualquier duda, escríbenos desde la sección contacto 📝.